Vivienda en Pamplona

2018
Valle de Egüés | Navarra
Cliente | Privado
Fotografía | Pedro Pegenaute

La parcela se sitúa en un núcleo urbano de nueva creación en la periferia de Pamplona. Ésta, de planta sensiblemente rectangular, presenta una topografía muy pronunciada con un desnivel entre sus extremos de 16 metros en la dirección este_oeste.

La vivienda se fragmenta buscando por un lado un buen asentamiento en la pendiente y por otro una presencia discreta mediante una volumetría sencilla, de escala amable y cercana.

El proyecto se desarrolla en dos plantas: una a cota de calle en su nivel superior con el programa de día de la vivienda y otra inferior con el de noche. Ambos ámbitos vinculados, disfrutando y protegiéndose, de forma permanente con la dimensión del paisaje al que se enfrentan.

El área inferior se materializada como un zócalo comprimido que permita un habitar de forma más recogida, frente al nivel superior que se conforma como un gran espacio ventana para el disfrute de las agradables vistas lejanas. Este basamento además permite generar un área ajardinada horizontal para  el volumen superior al que cede todo el protagonismo.

La casa pretende, desde su traza y su materialidad, quedar relacionada con la medida del lugar, apenas una sencilla pieza blanca de hormigón.